«

»

¿Se convertirá el cobalto en la nueva plata?


Las previsiones apuntan a que la demanda podría multiplicarse por diez hasta 2026