«

»

Antolín Pardo: «Más de la mitad de mi promoción terminó trabajando fuera»

Antolín Pardo es uno de los rostros de la nueva diáspora. O de la fuga de cerebros, si se prefiere. Este ingeniero de caminos coruñés que acaba de cumplir los 30, decidió emprender hace cuatro años un viaje que, por ahora, no parece tener retorno, a pesar de que la idea de volver siempre está presente.